sábado, 6 de noviembre de 2010

Se escriben con b...

No me había sentido tan indignada y frustrada desde que se publicó que Plutón dejaba de ser considerado planeta. Resulta que gran parte de lo que conocemos y creemos a pies juntillas como verdad verdadera puede ser cambiado en función de un grupo de académicos. Como veis, la noticia de que la Real Academia planea cambiar algunas de las reglas ortográficas me ha perturbado bastante.

Aunque quizá no sea la persona que habla con más propiedad, me gusta el lenguaje y la corrección en la escritura. Creo que deberían existir unas normas y unas reglas básicas para escribir que deberían perdurar en el tiempo. Modificarlas por el simple hecho que  la comunidad de hablantes ha deteriorado el lenguaje, no me parece una razón válida e intentar unificar el español de España con el de Latinoamérica me parece una auténtica estupidez. Tranquilamente podemos considerar que aquí hablamos castellano y allí, español.  Considero que estamos preocupándonos demasiado por lo que hay fuera de nuestras fronteras y nos olvidamos de lo que pasa en nuestra casa. ¿Por qué adoptamos palabras en nuestro diccionario que se hablan fuera y no las que se generan en Andalucía? Pongamos un par de ejemplos:

La RAE recoge el término "papa" en su vertiente española y latinoamericana:
papa1.
(Del lat. papas, y este del gr. πάππας).

1. m. Sumo Pontífice romano, vicario de Cristo, sucesor de San Pedro en el gobierno universal de la Iglesia católica, de la cual es cabeza visible, y padre espiritual de todos los fieles.

2. m. infant. Voz para llamar al padre.

papa2.
(Del quechua papa).

1. f. patata (‖ planta solanácea).

2. f. patata (‖ tubérculo).

3. f. coloq. Arg. y Ur. tomate (roto en una prenda de punto).

4. f. coloq. Arg. y Ur. Cosa conveniente o fácil de hacer.

5. f. El Salv. dinero (moneda corriente).

6. f. coloq. Méx. mentira (expresión contraria a lo que se sabe).

7. f. coloq. Ur. Mujer hermosa.


En cambio, cuando buscamos "rebujito" o "gañafote", de uso más que común en Andalucía, no aparece ni rastro en el diccionario. Curioso. No estoy en contra de incorporar palabras procedentes de fuera y nuevas acepciones, es más me parece culturalmente enriquecedor. Pero lo que me indigna es que modifiquemos lo que ya existe por simple capricho o porque en Latinoamérica es mayoritario. Repasemos algunas de las nuevas propuestas de la RAE, que si no pasa nada, serán aprobadas a finales de mes.

  • La comúnmente conocida como "y griega" pasará a llamarse "ye". Consideran que como en España su uso mayoritario es como consonante no es necesario distinguirla de las demás consonantes a las que denominamos como "ce", "de" o "ge". Un intento de equipararnos con Latinoamérica, en donde, parece ser se refieren a ella como "ye". Y por supuesto, si ya no la llamaremos "y griega" no tiene ningún sentido que nos refiramos a la "i latina" como tal.
  • La ch y la ll expulsadas del alfabeto. Se las considera dígrafos (signos ortográficos de dos letras) y por lo tanto desaparecen del alfabeto que pasa a tener 27 letras.
  • Guión sin acento. Parece ser que la RAE aceptaba que acentuáramos algunos monosílabos si la persona en cuestión percibía que en la pronunciación de esa palabra se encontraba ante un hiato. Pero a partir de ahora se considerará una falta ortográfica. "Guion", "truhan", "riais" o "Sion" deberán escribirse sin acento. Y no os podéis imaginar cómo me duele a la vista.
  • Los determinantes demostrativos y los pronombres demostrativos (este, esta, ese, esa) y los adverbios y adjetivos que se escribían igual (solo) dejarán de llevar la tilde diacrítica. Piensan que con el contexto ya es fácilmente deducible su significado. 
  • La letra q como fonema /k/ también desaparece. Así Iraq, Qatar o quórum pasarán a escribirse Irak, Catar y cuorum. Aunque aquí dejan un comodín al público, si alguien insiste en escribirlo como siempre, deberá hacerlo en cursiva.
Estoy sumamente indignada ante estas propuestas que considero innecesarias. Creo que los académicos deberían preocuparse más por intentar inculcar las reglas que ya existen y procurar que la gente aprenda a escribir sin cometer faltas de ortografía bestiales. Cada vez que veo que alguien escribe "haber" en lugar de "a ver" o al revés, me pongo de los nervios. Dicen que la culpa que la juventud no sepa escribir correctamente se debe a los mensajes de texto. Yo no sé si debe a eso o que los jóvenes pasan de todo y que no les interesa leer que eso ayuda mucho a la hora de escribir. Pero lo que sí sé es que con estas nuevas propuestas lo único que van a conseguir es liar más a la gente y dudo que muchos de los que ya están fuera de la escuela se enteren de estos cambios.

¿Vosotros que opináis? ¿Os gustan las nuevas aportaciones de la RAE?

Os dejo con algunas faltas de ortografía. ¿Para reírnos un rato?

    
           


      

1 comentario:

  1. Hola!!
    Muchas de estas reglas ortográficas ya hace tiempo que estan aceptadas porque recuerdo tener la misma indignación cuando me enteré: en una asignatura de la carrera, gramática normativa del español, la profesora nos avisó que los acentos diacríticos ya no eran considerados faltas de ortografía. Y esto era en el año 2002!
    Me sentí super confusa... e incluso ahora cuando escribo "solo" me siento super rara al hacerlo sin acento cuando de toda la vida lo he hecho y, además, veía super útil el uso de su acento para diferenciarlo del otro "solo"... y que, seamos sinceros, no es tan difícil de recordar cuál va con acento y cual no...

    Saludos!! :)

    ResponderEliminar